Exmilitar la masacró; ¡Lo liberan!

0
3661

El ex militar Bartolo Leyva golpeó salvajemente a su ex novia, además que la retuvo en su vivienda

Huimanguillo, Tabasco

“Tengo miedo que ése hombre me mate. Es peligroso, siempre anda armado”, contó entre sollozos una estudiante universitaria de 21 años de edad, quien durante dos días fue privada de su libertad por su ex novio, el ex militar Bartolo Leyva Flores, quien la torturó física y psicológicamente.

El 4 de septiembre como de costumbre Rosa Guadalupe Vidal, salió de su domicilio, ubicado en la colonia Los Naranjos hacia la Universidad Popular de la Chontalpa (UPCH), en donde cursa la carrera de Ingeniería Petroquímica, pero al retornar su camino fue desviado por su ex prometido.

La estudiante vivió cinco años de amoríos con el ex militar Leyva Flores, pero debido a que el sujeto es violento, optó por terminar la relación amorosa desde hace tres meses.

La determinación de Rosa Guadalupe, le destrozó el corazón a Leyva Flores, quien no se daba por vencido y optó por conquistar de nuevo a su amada, por las buenas o por las malas.

Una tarde del 4 de septiembre Rosa Guadalupe regresaba a casa con su madre, Celia Vidal, cuando le salió al paso el hombre de 30 años de edad, quien bajo amenaza de muerte la llevó a su casa, ubicada en la ranchería “El Desecho”.

Ya en su poder le advirtió: “Hora te tengo en mis manos y me vas explicar con quién andas, por quién me dejaste, dímelo”, la interrogó el ex militar, a lo que ella turbada por el miedo, no respondió, luego le ordenó: “Háblale a tu mamá y dile que estás bien, que estás contenta conmigo”.

Así al caer la noche, la jovencita pasó la noche en vela, para estar a la expectativa, por si su ex novio intentaba matarla, porque para todo sacaba el arma de fuego.

Al amanecer del cinco de septiembre el ex militar arreció su ira en su contra y la sacó para golpearla y humillarla, de igual forma la llevó a un puente cercano en donde amagaba con aventarla, si no regresa con él, luego la volvió a casa para continuar golpeándola. El jueves por la mañana, la universitaria escapó de él.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here