Mató a su esposa, sus hijos lo denunciaron

0
262

LASCHOAPAS

Mató a su esposa a golpes frente a sus hijos; ellos lo delataron ante la policía

Redacción
LAS CHOAPAS
En las próximas horas se decidirá la suerte del choapense, Lino “R.S”, quien es señalado de asesinar a su esposa a golpes en la zona rural del municipio.
Los hechos fueron declarados en su momento por el presunto asesino y sus hijos, quienes al parecer, fueron obligados por su padre a decir “su versión a las autoridades.
A decir del hoy detenido en el Cereso de Coatzacoalcos, su esposa perdió la vida cuando el 10 de febrero del 2018 en el ejido Linda Tarde, en la congregación de Río Playas, regresaban de cobrar el apoyo de “Prospera”.
Indicó el 11 de febrero ante las autoridades, que ellos “tropezaron” con la rama de un árbol y la motocicleta en la que se trasladaban chocó y arrojó a la occisa, su marido y su hijo menor de dos años a un costado del camino, pero solamente ella resultó severamente lesionada.
Declaró que el supuesto accidente ocurrió alrededor de las cinco de la tarde y que al no obtener ayuda para trasladar a su mujer al hospital, la dejó en casa y le aplicó remedios caseros, pero más tarde, al ver que no reaccionaba, la sacó con ayuda de un vecino al médico, donde perdió la vida.
Sin embargo, para el 25 de junio del 2018, fue detenido en la cabecera municipal cuando salía de Bancomer, en pleno Centro de la ciudad por agentes de la Policía Ministerial, quienes le leyeron sus derechos.
Resulta que su hija de 15 años y su hermanito de 13 años, al verse cobijados por sus otros familiares que le brindaron apoyo, “soltaron la sopa” y aseguraron que su padre “molió” a golpes a su madre y los amenazó para que declararan otras cosas.
Indicó la menor de entonces 15 años ante las autoridades que su padre el día que regresaron de cobrar el apoyo de Prospera llegó discutiendo con su madre y luego de algunas palabras la golpeó con el puño cerrado hasta dejarla “echando espuma”.
“Pude ver que mi madre tenía una herida por la ceja que le sangraba y hasta que vio mi papá que mi mamá no reaccionaba le dejó de pegar, pero mi mamá sacaba espuma por la boca”.
“Mi papá cuando la vio le gritaba que no se hiciera pendeja y que se levantara pero mi mamá ya no reaccionó. Mi papá agarró su botella de caña y comenzó a tomar dejando a mi madre tirada en la cocina mientras, yo me puse a hacer tortillas porque iban a comer mis hermanitos, y en todo ese tiempo mi madre no se levantó del piso hasta que entró de nuevo mi papá a la casa alrededor de las seis de la tarde y me dijo que le ayudara para que a mi mamá la sentara en un mueble para que no se fuera a ahogar”, indicó.
La niña dijo que no fue sino hasta las 12 de la noche, después de casi seis horas, que decidió llevarla al médico: “Se fue pero tardó en regresar y fue como a la una de la mañana que regresó en la camioneta de un señor que se llama ‘Noé’ y que es del ejido Las Mañanitas, y mi papá me dijo que vistiera a mi mamá porque la llevarían al doctor”.
La menor dijo que horas más tarde regresó su padre junto a una mujer y que les contó que su progenitora estaba muerta, pero les amenazó a que dijeran que se trató de un accidente o “antes de irse a la cárcel, también nos haría daño”, dijo.
El presunto homicida fue detenido luego de que un amigo suyo declarara haber estado ese día, cuando se supone su esposa estaba grave, junto a él, ingiriendo bebidas embriagantes, pero jamás le dijo lo que sucedía ni solicitó ayuda así como por las declaraciones de sus propios hijos menores de edad, que aseguran que él la mató con sus propias manos.
Por estos hechos, el sujeto detenido en el Cereso de Coatzacoalcos, enfrenta una pena de entre 40 y 70 años de cárcel, que será determinado el próximo lunes 23 de noviembre.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here