Polis moloacanecos Inconformes con director policíaco que no da resultados

0
619
Mal policia

Por: Artemio Hurtado Ruiz

Moloacán Ver.

60minutos.digital

Habitantes y algunos elementos de la corporación policiaca del municipio de Moloacán, se preguntan con extrañeza como es que el director de la policía municipal, continúa con ese cargo en la nueva administración que encabeza Omar Ricardez Chong, a pesar de que su trabajo en el trienio anterior y lo realizado en el municipio de Ixhuatlán del Sureste, como comandante, fue calificado como sin trascendencia.

El trabajo realizado por José Carlos Martínez Torres, director de la policía municipal, en  Moloacán, ha sido criticado por sus mismos elementos policiacos y gran parte de la ciudadanía, ya que siempre se distinguió por andar atrás, de manera servil,   del anterior presidente municipal, Cosme Monroy, en lugar de concentrarse en su trabajo, para no cometer errores como el cometido recientemente cuando robaron en una casa habitación propiedad de un petrolero, de nombre Esteban Arroyo Meléndez, de la colonia Comercial, donde detuvieron inicialmente a dos personas que no tuvieron que ver en el hurto, los robos se ha incrementado debido a que el jefe policiaco entrando la noche como las gallinas se va a su domicilio a Ixhuatlan del Sureste.

Los inconformes que califican al director como “fantoche” dicen estar desconcertados porque tienen conocimiento de que cuando fue comandante de la policía municipal de Ixhuatlán del Sureste, su trabajo al igual que en la actualidad, fue pésimo y de servilismo con el doctor Miguel Ángel Martínez Mora, aumentando más el desconcierto para los habitantes moloacanecos, ya que en las pasadas elecciones el antes señalado siempre estuvo apegado al partido opositor al triunfador, a menos de que según manifiestan los protestantes, se deba a que Omar Ricardez, también requiera de un adulador.

Hay que recordar que a José Carlos Martínez Torres cuando fue jefe policiaco en Ixhuatlan fue investigado por el robo de la nómina de ese municipio, ya que del mismísimo palacio municipal y frente a sus narices la nómina desapareció.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here