Resuelve PGJ caso del menor secuestrado en Veracruz; hay una persona detenida

0
435

Veracruz, Ver., 10 de julio de 2014

Con la captura de la empleada doméstica que originalmente se hizo pasar como víctima, la Procuraduría General de Justicia  del Estado de Veracruz (PGJ) dio a conocer que fue resuelto el caso del menor Rafael De Diego Nieto, quien fue privado de su libertad el pasado viernes 04 de julio, y rescatado sano y salvo 48 horas después.

En conferencia de prensa, el procurador de Justicia en la entidad, Luis Ángel Bravo Contreras, informó los detalles del operativo montado para lograr, en primera instancia, el rescate del menor y, posteriormente, dar con los responsables del acto delictivo.

Durante la exposición de los hechos, estuvo presente el padre del niño, quien al final expresó su reconocimiento y gratitud a las autoridades estatales por el apoyo brindado para recuperar a su hijo.

El servidor público explicó que luego de un intenso trabajo de inteligencia, realizado por la Unidad Especializada en el Combate al Secuestro (UECS), se ubicó el sitio donde se encontraban el niño y la empleada doméstica que lo cuidaba y que, hasta ese momento, figuraba como segunda víctima.

A la vez, corroboraron que la comunicación que mantenían los secuestradores con la familia del menor se hacía desde un punto diferente a la ciudad en la que mantenían a la víctima.

Tras el rescate del menor, al momento de tomarle declaración a la empleada doméstica, ésta cayó en múltiples contradicciones hasta que finalmente terminó aceptando que ella había participado en el secuestro.

El Procurador dijo que gracias a la colaboración de la familia, a la que se le brindó apoyo y asesoría técnica para enfrentar el suceso, se recurrió a equipo de alta tecnología, con el que se analizaron las redes telefónicas y se montó un amplio operativo en el que participaron la Marina-Armada de México, el Ejército Mexicano, la Procuraduría General de la República (PGR) y las policías Federal, Estatal y Ministerial, a través de su equipo de reacción inmediata.

Luego de la declaración de la empleada doméstica, en la que aceptó su participación en el acto delictivo, el Ministerio Público la dejó en libertad mientras se terminaba de integrar la investigación y se turnaba al juzgador correspondiente. Horas después fue aprehendida en las inmediaciones de la central camionera de Veracruz, cuando se disponía a darse a la fuga.

Bravo Contreras advirtió que la autoridad ministerial trabajó de manera profesional en la resolución del caso, sin dar espacio para la especulación o politización del hecho.

“Ante hechos como éste, que afectan a la sociedad, seguiremos actuando con la misma eficacia y compromiso, como lo hemos hecho en este caso. En Veracruz no hay lugar para quienes piensen atentar contra las familias veracruzanas. A ellos les mandamos un mensaje: los que delincan contra nuestra sociedad serán castigados con todo el rigor que la ley prevé”, concluyó.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here