Ron y Díaz se preparan ahora para el musical Pefume de Gardenia

0
477

La pareja de la telenovela La mujer del vendaval se prepara ahora para el musical Pefume de Gardenia

Domingo 26 de mayo de 2013Cristina Pineda | El Universal

Con sentimientos encontrados el elenco de la telenovela La Mujer del Vendaval terminó sus grabaciones dentro del foro y aprovechó para convivir un rato entre actores y producción.

“Yo podría hacer otros 100 capítulos más porque ha sido una experiencia maravillosa, hay mucho amor y ustedes lo van a sentir y cuando se da en un proyecto que siempre suele ser muy cansado hay muchas emociones que duelen porque ya no los vas a ver todos los días”, comentó Mapat, la productora, que dio unas palabras a su equipo.

Pero los protagonistas de este melodrama, José Ron y Ariande Díaz, novios en la realildad, compartirán escenario nuevamente como pareja en la obra de teatro musical Perfume de Gardenia.

José mencionó que no sabe por dónde abordar su personaje ya que no quiere verse vulgar o corriente, pero se preparará. Sin embargo, para Ariadne será un reto porque el personaje no se parece a ella; además, piensa usar su tiempo libre para tomar clases de canto y piano.

“Llevar una novela a la par de un noviazgo lo veo como una prueba de fuego porque te estás viendo todo el día, a veces no en circunstancias bonitas en escenas fuertes o de pelea; debes tener la habilidad de separar la situación y creo que lo hemos hecho bastante bien, al principio nos costaba trabajo pero lo platicamos un par de veces.

“Compartir con él (José Ron) hace más fácil la decisión (de entrar a Perfume de Gradenia); quise estar porque siempre te va a dar un colmillo. Tenía muchas ganas de divertirme, es muy intenso estar en una novela y quería un lugar más relajado”.

Las escenas filmadas muestran la revelación de la verdad que da inicio a la historia, que es el robo del collar, en donde se vieron involucradas muchas lágrimas y enojo. Incluso José Ron tuvo un pequeño accidente en la palma de la mano, al cortarse con un reloj al golpear de rabia.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here