Un gran reto ser padre, pero también una gran satisfacción

0
443

Jairo Torres Luría

60minutos.digital

Tras festejarse el Día del Padre el domingo próximo, fue entrevistado el señor Paulino Hernández Arnabar, quien expresó que poder ser padre es la más grande bendición que Dios le pudo haber dado.

Hijo de un matrimonio humilde, conformado por los señores Anastasio Hernández Cruz y la señora Seferina Arnabar Hernández, de quienes dijo hicieron todo lo necesario por darle lo mejor a él y sus siete hermanos.

Sus padres se dedicaban al trabajo en el campo y con lo poco que ganaban apenas y les alcanzaba para comer, por esto tuvieron muchas carencias pero aun con esto creció teniendo una infancia feliz, tan sólo pudo estudiar hasta el segundo grado de primaria por razones que desde pequeño tuvo que trabajar.

Fue a los 14 años cuando comenzó realizar trabajos en el campo, teniendo como fin ayudar a sus padres con el gasto familiar, tiempo después conoció a una joven con quien procreó una hija, esto cuando tenía 16 años, tras escuchar esta noticia se sintió muy feliz y se dedicó a trabajar con más ganas.

Expresó que por desgracia sufrió la pérdida de un hijo varón, cuando este tenía apenas un año de vida, hecho que le dolió mucho y no comprendía porque le había ocurrido esto a él y como Dios le había quitado a un ser querido.

Señaló que con el paso del tiempo su suerte cambió ya que consiguió entrar a trabajar para la empresa Petróleos Mexicanos, pero esto solo durante 9 años después vino el recorte de personal donde quedó fuera.

La suerte le sonrió en lo laboral por un tiempo, pero una vez más se llevó una desagradable sorpresa, ya que teniendo el objetivo de trabajar muy duro por su familia descuidó a su esposa y esta tomó la decisión de abandonarlo.

Con este golpe tan duro no se dejó caer continuó su lucha e invirtió el dinero que ganó al trabajar para Pemex, en la adquisición de una parcela, con la cual ha logrado sacar adelante a sus hijos, y es que tras el abandono de su primera esposa decidió unirse con su actual compañera con quien procreó un hijo varón y una mujer.

Manifestó que tras estar cerca el festejo del Día del Padre, se siente muy contento, todo el esfuerzo hecho por sus hijos ha valido la pena, con esto cambió la historia y no permitió que ellos vivieran lo que él, así como les ha dado estudios para que estén preparados para los nuevos tiempos.

Actualmente el agradecimiento se lo manifiesten sus hijos, al invitarlo a salir y consentirlo en muchas cosas, pero él explicó que el regalo más grande es que le demuestren que lo quieren y que en los momentos que los necesite estén para apoyarlo.

Terminó diciendo que no sólo un día se debe de festejar a los padres quienes en muchas ocasiones son considerados duros y fríos, pero en realidad son personas que se esfuerzan por sus familias y todo lo que hacen es por ellos.

Agregó que hay muchos jóvenes quienes entre sus acciones provocan el regalo de la vida el cual no aprecian y buscan la manera de ponerle fin, a esto señaló que ese es el regalo más grande que un hombre pueda recibir de Dios.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here